Dos adolescentes de Los Ángeles, Estados Unidos, decidieron comprar 100 hamburguesas y compartirlas con todas las personas sin hogar que se encontraban en su camino.

El conmovedor momento fue capturado en un video por Lance Stewart y su amigo Adin Kolansky.

Los jóvenes, de 19 años, decidieron entrar a una cadena de comida el martes de la semana pasada e iniciar la repartición de alimentos que les tomó seis horas.

Su idea tuvo un costo de $151.51 dólares, sin embargo no fue suficiente: después de que las hamburguesas se acabaran, los jóvenes gastaron otros $100 dólares en bocadillos y agua.