Durante las primeras horas de este miércoles, al menos siete altos cargos de la FIFA fueron detenidos en Suiza y podrían ser extraditados a Estados Unidos para ser juzgados por corrupción.

Los detenidos están acusados de delitos como fraude, asociación delictiva y lavado de dinero. Además, la Fiscalía suiza inició investigaciones sobre la concesión de los Mundiales de Rusia 2018 y Qatar 2022.

¿Qué fue lo que sucedió?

1. ¿Quiénes son los detenidos? Entre los detenidos se encuentran: el uruguayo Eugenio Figueredo, expresidente de la Conmebol; Jeffrey Webb, originario de las islas Caimán y vicepresidente del organismo y Jack Warner, expresidente de la Concacaf de 1990 al 2011.  

Los funcionarios se encontraban en el hotel Baur aur Lac, en Zurich, para el encuentro anual que se llevará a cabo el próximo viernes y en el que se elegirá al nuevo presidente del organismo.  

2. ¿De qué se les acusa? "Entre 1991 y el año actual, los acusados y sus corruptos cómplices participaron en diversas actividades ilegales, incluyendo fraude, sobornos y lavado de dinero. Dos generaciones de dirigentes de fútbol abusaron de sus cargos para obtener beneficios personales, a través de una alianza sin escrúpulos con los ejecutivos de marketing deportivo", se lee en el comunicado del Departamento de Justicia de Estados Unidos.  

Los ejecutivos de la FIFA están acusados de solicitar y recibir más de 150 millones de dólares en sobornos a cambio de mostrar su apoyo a los ejecutivos de marketing deportivo. Los detenidos podrían ser extraditados a Estados Unidos ya que los delitos fueron pactados y preparados en territorio norteamericano, además de que fueron bancos del país los que se utilizaron para realizar los pagos.  

3. ¿Qué sucede con Joseph Blatter? En conferencia de prensa, Walter De Gregorio, portavoz del organismo, aseguró que Blatter: "No está bailando en su oficina. Está muy tranquilo viendo lo que sucede y coopera plenamente", además de hacer hincapié en que el hombre más poderoso del fútbol "No está implicado".

4. ¿Qué ha dicho la FIFA al respecto? De Gregorio aseguró que no podía confirmar el número ni los nombres de los detenidos: "Sí puedo confirmar que las Copas del Mundo de 2018 y 2022 se jugarán en Rusia y Catar, que Joseph Blatter no piensa dimitir y que las elecciones del próximo viernes se desarrollarán como estaban planeadas".

5. ¿Y ahora qué sigue? Tras este anuncio continúa pendiente la posible extradición de los detenidos. El próximo viernes se llevará a cabo la elección de la presidencia entre los dos candidatos: Joseph Blatter, quien busca la reelección y el Príncipe Alí Bin Al Hussein. Por su parte, Michel Platini, el presidenta de la UEFA, anunció una reunión de emergencia del organismo para la tarde de este miércoles.