Durante esta madrugada se dio a conocer que cerca de 700 migrantes provenientes del continente africano fallecieron en el mar Mediterráneo en su intento de llegar a costas europeas.

Los hechos sucedieron cuando el barco pesquero en el que viajan las personas provenientes de Libia, se volteó en el mar. Esta es una de las peores tragedias de la zona, desde la Segunda Guerra Mundial.

Durante las últimas semanas, la migración en la zona ha aumentado por la violencia con la que grupos radicales, como Estado Islámico, azotan a los países.

A continuación les dejamos tres claves para comprender por qué esta situación es una tragedia mundial:

1. El número de fallecidos

Durante esta semana han fallecido más de mil personas en la zona en dos naufragios similares. Uno a principio de semana que dejó más de 400 fallecidos y el de esta madrugada. "Se están buscando a los sobrevivientes -literalmente- entre los cadáveres que flotan en el agua", comentó Josephn Muscat, Primer Ministro de Malta, una pequeña isla ubicada en la zona.

2. La tragedia dentro de la tragedia

Otro hecho que ha llamado la atención mundial es que un grupo de 15 musulmanes arrojaron al mar a cerca de 12 cristianos, todo por no compartir creencias religiosas. Los musulmanes fueron detenidos a su llegada a Palermo, Italia.

3. Condena mundial

A los llamados que ha realizado la Organización de las Naciones Unidas, se suma la condena del Papa Francisco a estos sucesos: "No debemos cansarnos de solicitar un compromiso más amplio a nivel europeo e internacional", declaró el Pontifice.

Por su parte, el Jefe del Gobierno español, Mariano Rajoy, declaró. "Los europeos nos jugamos nuestro crédito si no somos capaces de evitar estas dramáticas situaciones".

El presidente francés, François Hollande, declaró que está en contacto con el mandatario italiano para analizar una forma de responder a esta tragedia.

Los rostros de la tragedia

En la galería de fotos encontrarán las imágenes más abrumadoras de este trágico hecho.