No, no es divertido que en uno de los actos más placenteros que ha podido conocer el hombre haya tanta mala suerte. O eso debió pensar un pobre hombre de Boston  de 42 años, que en plena sesión amorosa con su pareja tuvo una fractura de pene. Prácticamente, se le "rompió".

Todo ocurrió cuando él accidentalmente golpeó su miembro contra el perineo de la mujer (el área que se encuentra entre el ano y la vagina). Ahí oyó un ruido. Comenzó a notar sangre, tuvo un dolor severo y esto le causó un hematoma. Posteriormente, el órgano se deformó, reportó la revista científica The New England Journal of Medicine (que en su informe tiene una gráfica imagen de lo sucedido).

Pero no todo terminó mal para este hombre, quien pudo volver a tener una erección sin cirugía seis meses después. Este tuvo un caso muy común y publicitado en los últimos años: la fractura de pene, que ocurre cuando se rompe la túnica albugínea, que envuelve el tejido eréctil del pene.

Esto ocurre frecuentemente durante las relaciones sexuales.

En la galería hallarán los posibles síntomas de una fractura de pene. Para leer la información desde un smartphone o tablet, hagan click en "ampliar galería" y luego en "mostrar texto".