Las personas con un coeficiente intelectual (CI) bajo tienden a ingerir más alcohol, según nueva investigación.

La falta de inteligencia hace que los bebedores adopten dicha actividad como un hábito, se afirma en la investigación.

Situación económica, condición social y educación son factores que juega un papel sumamente importante, según la investigación realizada con 50 mil jóvenes y adultos por el Instituto Karolinska de Estocolmo.

El
enlace entre el CI y el alcoholismo fue especialmente fuerte entre los hombres jóvenes
, se detalló en el estudio.

En la galería de fotos podrán conocer más datos al respecto.

Recuerden que para leer la información desde un smartphone o tablet, deben seleccionar “ampliar galería” y después “mostrar texto”.