La nutrióloga Amelia Freer, autora del libro "Eat. Nourish. Glow", dio a conocer cómo cambiar la forma de comer para siempre y mantener un equilibrio, para ello debemos evitar los siguientes hábitos de comedores emocionales.

Freer expuso que toda la semana sus clientes se la pasan ajetreados en el trabajo o en la casa, por ello, el fin de semana deciden "colapsar en el sofá" y comer todo tipo de alimentos altos en carbohidratos.

"La comida tiene mucho control sobre nuestras vidas y, si somos honestos, la mayoría de nosotros admitirá haber consumido alimentos en algún momento de una manera emocional. Comemos para distraer o alterar la forma en la que nos estamos sintiendo, para encontrar placer o para evitar el dolor", menciona la experta en su libro.

A continuación les presentamos una lista de tipos y características de comedores emocionales

El comedor apresurado

1. Comen de forma rápida y sin preocuparse qué tan sano o perjudicial es lo que está engullendo. Por lo general come al mismo tiempo que realiza otras actividades.

2. Toman alimentos sin registrarlos.

3. Mastican por poco tiempo o muy rápido.

4. Sufren problemas de hinchazón en el estómago.

El comedor tensionado

1. Piensan en que comer es el final de la meta que debe alcanzar.

2. Teminan la jornada con una avalancha de alimentos como forma de desconectarse y escapar de las presiones del día a día.

3. Disfrutan de papas fritas o galletas porque piensan que lo merecen.

El comedor de antojos

1. Este tipo de personas se la pasan comiendo casi todo el día, lo cual puede convertirse en un mal hábito a pesar de que consuman alimentos saludables.

En la galería de fotos podrán conocer la lista completa de tipos de comedores. Recuerden que para leer la información desde un smartphone o tablet, deben seleccionar “ampliar galería” y después “mostrar texto”.