Hace un año, la historia de Rachel Farrokh conmocionó al mundo cuando se dio a conocer que pesaba 40 libras y que sufría anorexia severa y bulimia.

Fue la misma mujer, quien a través de un video pidió desesperadamente ayuda para tratar su enfermedad, ya que quería colaboración financiera para los gastos médicos.

Famosas antes y después de sus problemas de anorexia y bulimia

Antes de eso, la estadounidense de 39 años era una mujer bella y existosa, con un físico envidiable. Sin embargo, la enfermedad fue consumiéndola hasta llevarla al extremo y lucir completamente diferente.

Aunque mucho se rumoró sobre su estado de salud, su familia rompió el silencio y aclaró las dudas, por medio de una publicación en Facebook.

"Rachael tenía un edema cuando los medios de comunicación informaron que se estaba recuperando. Lo tenía en su cara y en el centro de su cuerpo. Su médico nos explicó que tenía tantas enfermedades (gripe estomacal, pancreatitis, infección por estafilococos), que no ha podido mantener o aumentar de peso. Su cuerpo ha estado en un declive progresivo. No pudo caminar otra vez. Ya puede, con ayuda. Semanalmente ingiere sus alimentos con una bolsa de suero. Tiene terapia física. Su cuerpo, de todas maneras, mantiene la malabsorción de alimentos. Por eso todavía seguimos con la alimentación intravenosa, hasta que pueda alimentarse".

Además, señalaron que los médicos decidieron no revelar su actual peso ya que todavía es "peligrosamente bajo".