Aunque no todo está escrito y cada pareja es diferente, hay cosas que los hombres suelen “dar por sentado” cuando se trata de placer. Toma nota y que esto no te pase a ti. 

 

1. El juego no se acaba con “terminar” 

Está más que dicho que para una mujer llegar al orgasmo es mucho más tardado que para los hombres; pero en la mayoría de casos, cuando ellos llegan al clímax, el episodio parece haber concluido para ellos. 

2. Más rápido no significa más placentero 

No se trata de aumentar la velocidad para que las mujeres alcancen el punto clímax de la relación. Además, las zonas erógenas son muy sensibles, por lo que requieren más genialidad que velocidad. 

3. Lo que ven en el porno, no es real 

Aunque parezca tan sencillo como en la televisión, hay posturas o lugares incómodos y casi imposibles de revivir. 

4. No buscar el Punto G con GPS

No es necesario un GPS para encontrarlo. Para orientarte mejor, aunque para los hombres esto resulta una gran hazaña, lo mejor es preguntar. Guíate con las explicaciones de tu pareja y sin duda encontrarás ese punto máximo de placer. 

5. Puede que a tu “ex” esto le guste, pero a mí no

Cada persona es diferente y compartir sus gustos, incluso en la cama, es lo que logra una buena comunicación íntima. No compares y pregunta siempre a tu pareja.