Muchas de las mujeres se bañan en las mañanas lo hacen porque así se despiertan por completo y rinden mejor durante el día.

Sin embargo, quienes toman un baño saben porque lo hacen, y es que hacerlo tienes sus ventajas, no solo porque te ayuda a acostarte limpia y libre de gérmenes.

El sitio BuzzFeed reveló cinco razones para bañarte de noche y que de seguro te encantarán:

1. Mejora la hidratación

Cuando duermes, tu cuerpo se repara a sí mismo. Después de ducharte tu piel y cabello estarán más hidratados gracias a la producción de aceites, así que olvídate de la piel seca.

2. Tez suave

Durante la noche, la piel se regenera de forma más rápido, esto ayuda a que se recupere de los daños del medio ambiente.

3. Relajación

El agua caliente, música tranquila y un jabón con aroma lavanda te ayudarán a relajarte. Así podrás conciliar el sueño y dormir mejor.

4. Músculos más relajados

Además de que el agua tibia lo hace, puedes potenciar este efecto con aceite de magnesio, para que cuando despiertes te sientas más relajada.

5. Evita que las alergias empeoren

Si eres alérgica a irritantes como el polen, bañarte en la noche evitará que transfieras alérgenos a tus sábanas.