A poco más de tres meses de que los guatemaltecos acudan a las urnas para elegir nuevas autoridades y cuando se conmemora el 30 aniversario de la promulgación de la Constitución, los magistrados del Tribunal Supremo Electoral (TSE) proponen reformas a la Ley Electoral y de Partidos Políticos.

El máximo ente electoral del país se reunió con el presidente del Congreso, Luis Rabbé. Julio Solórzano, magistrado vocal I, hizo la petición para reformar aspectos al evento electoral, aunque, enfatizó, los cambios pueden esperar cuatro años, cuando se vuelva a votar.

Los aspectos:

1. Financiamiento público

Es necesario modificar el régimen de las organizaciones políticas y asegurar una mejor fiscalización.

Se debe individualizar la responsabilidad penal la rendición de cuentas a los representantes de los partidos políticos, contar con distintos techos para la campaña, o sea, incluir presidecial y municipal.

También establecer montos máximos de espacios de comunicación.

2. Democracia interna

Es necesario eliminar la discreción de los dirigentes en la postulación de candidatos y reducir el control sobre la estructura partidaria.

Que sea voto secreto en las asambleas, la reducción de los comités de los partidos y el límite de dos períodos a reelección de secretaría general.

3. Fortalecimiento del TSE

Regular la integración de la comisión de postulación y que se conozca en acción de amparo en única instancia en la Corte de Constitucionalidad.

4. Postulación y elección de diputados y corporaciones municipales

Limitar a dos períodos la elección de diputados y alcaldes.

Paridad y alternabilidad por sexo y etnia.

Distribuir los escaños o curules a los partidos que logren 5% de los votos.

La regulación del voto nulo y la revocación del mandato.

5. Elementos adicionales

El TSE podrá convocar a una auditoría social.

Al finalizar cada elección se creará comisión para proponer mejoras y cambios.