A este hombre se le ocurrió realizar una selfie mientras una camella amamantaba a su cría. Instantes después se dio cuenta de que fue una mala idea.

En las imágenes se observa cómo el sujeto se toma de una de las patas traseras de la camella para que la cámara lo capture. Sin embargo, esta actividad no fue del agrado del animal, pues se molestó y decidió retirarlo con una patada.

Seguramente el joven aprenderá a respetar los momentos de intimidad entre las camellas y su crías.

A continuación el video subido por el usuario Anwr Al-Saadi.

En la galería podrán ver fotos arruinadas por animales. Receurden que para leer el texto deben "ampliar galería" y después "mostrar texto".