Katy Perry se presentará en el medio tiempo de la edición 49 del Super Bowl, el mayor trofeo de la liga profesional de fútbol americano de Estados Unidos (NFL), que se llevará a cabo el 1 de febrero en el estadio de la Universidad de Phoenix en Glendale, Arizona.

La cantante fue confirmada mediante un video en el que se promueve su espectáculo y en el que asegura que será una locura. En el clip, Katy adelantó algunos detalles como que habrá escarcha, colores rosas, unicornios y gatos. También destaca un tiburón que escupe fuego y una máquina del tiempo.

Katy Perry será el relevo de Bruno Mars, quien se presentó este año junto a los Red Hot Chili Peppers y cuya actuación alcanzó el récord de 112 millones de espectadores solo en Estados Unidos.