Un "rato colorado" pasó el ídolo pop Justin Bibier al intentar dominar sin mucho éxito su patineta, de la que se cayó en dos ocasiones.

El incidente ocurrió en el Madison Square Garden de Nueva York, ante la mirada de sus admiradores.