Cuando haces parte de la dupla Kardashian/West, es decir, de la pareja más poderosa y pretenciosa del mundo, todo puede pasar.

No solo que se burlen de todo lo que sueles hacer en Internet. Los memes no son nada ante lo que alguien puede hacer, por ejemplo, en el festival de Glastonbury, coronándose así como el troll más grande de todos los tiempos.

Esto pasó cuando Kanye West se presentaba en dicho evento. Un asistente a su concierto ondeó una bandera con una escena "picante" del video porno de su esposa, Kim Kardashian. Ese en el que estaba con Ray-J.

Por supuesto, la imagen se hizo viral en Twitter y coronó una noche horrible para West.

Porque el comediante Lee Nelson le hizo lo mismo que él le hizo a Taylor Swift y luego le quiso hacer a Beck. Trató de quitarle el micrófono, reportó el portal Metro.

Y fuera de eso, se proclamó como la más grande estrella de rock de todos los tiempos. Internet lo hizo pedazos.