Tom Cruise se prepara para sobrevivir al "fin del mundo".

El actor construyó un búnker secreto, el cual se encuentra bajo tierra en su casa de Beverly Hills. Su residencia le costó 35 millones de dólares en 2007. La casa tiene 1,3 hectáreas e incluye un largo camino de entrada, una piscina y una cancha de tenis.

De acuerdo con RadarOnline, Cruise gastó millones de dólares más para excavar los cimientos debajo de la cancha de tenis. Ahí construyó lo que parece ser un refugio subterráneo que incluye un sótano, gimnasio y servicio de lavandería, además de  dos dormitorios. 

Todo indica que el búnker fue ideado para la llegada "del fin del mundo" de la Cienciología. "Cuando algo se cae, ellos saben que van a necesitar un lugar para esconderse", dijo Marc al portal de internet, quien pasó 15 años como empleado en la sede internacional de la Cienciología cerca de LA

La Cienciología preveé un holocausto nuclear. Como resultado de esto, la iglesia ha construido varios búnkers, llamadas "cápsulas del tiempo", cerca de las montañas.