Una semana después de que Bobbi Kristina Brown fuera encontrada inconsciente en su bañera, la familia reveló que esta joven de 21 años tiene ciertas lesiones en el rostro que “deben ser explicadas”.

La policía comenzó una investigación que señala a Nick Gordon, novio y hermano adoptivo de Kristina, como principal sospechoso.

Según los reportes del sitio TMZ, Max Lomas, un amigo de Gordon, asegura que vio a Nick limpiar la casa y las manchas de sangre.

Por otra parte, fuentes cercanas han revelado que había un historial de violencia entre la pareja, razón por la que los Brown no aceptaban su relación.

Finalmente, la hija de Whitney Houston permanece inconsciente, esto después de que los médicos declararan que no se podía hacer más por su vida, dejando en manos de la familia, "la decisión de cuánto tiempo quieren mantenerla con vida”.

"Es una cuestión de cuándo la familia quiere dejarla ir y aceptar que ella no va a salir adelante”, reveló una fuente cercana al sitio FOX411.