Lady Gaga era una de las estrellas más esperadas en la alfombra roja de los Golden Globes 2016. No sólo sus fans estaban ansiosos de verla, sino que los fotógrafos también querían saber con qué traje sorprendería esta vez. 

La cantante sorprendió por la sobriedad del diseño que eligió para asistir a la entrega de los premios.

Gaga llamó la atención al llegar con un elegante traje negro diseñado especialmente para ella por Donatella Versace.