Ricky Martin nunca ha ocultado al mundo el proceso que le permitió convertirse en padre de los gemelos Valentino y Matteo, y fue gracias a la fecundación subrogada como pudo elegir el sexo de sus pequeños antes de que se realizara la fecundación.

En una reciente entrevista, el boricua confesó su deseo de agrandar la familia muy pronto “Quiero ser el padre de una niña”, y agregó “Tengo que empezar a intentar tener a mi niña. Quiero formar una gran familia porque los niños son maravillosos. Pude elegir el sexo de mis hijos gracias a la fecundación in vitro”, dijo el artista al programa Kiss FM.