Gracias al tema “Anaconda”, Nicki Minaj está disfrutando de uno de los mejores momentos de su carrera, pues su canción recibió más de 100 millones de visitas en once días. Sin embargo, su vida no siempre estuvo llena de alegrías.

En una entrevista con la revista Now, Minaj confesó que vivió una infancia traumática, esto gracias al alcoholismo de su padre Robert Maraj.

Por muchos años, Minaj fue testigo del comportamiento agresivo de su padre que agredía constantemente a su madre, “Tenía miedo, mucho miedo de que algo le pasara a mi madre”, explicó la rapera.

Nicki también confesó que llegó a sentir fobia por las puertas abiertas, pues los constantes ataques que recibía su madre por parte de Maraj eran a causa de una puerta mal asegurada. “Me aseguraba de que las puertas estuvieran cerradas porque era la única forma de protegerla”, sostuvo.