Un mal corte de pelo se puede arreglar. Pero ¿unas horribles cejas? Eso puede tomar más tiempo. Y la inglesa Delsha Campbell lo sabe. Tratando de imitar a la modelo Cara Delevingne, quiso rellenar sus cejas. Pero no estaba dispuesta a pagar más que 150 dólares.

Por eso obtuvo un cupón y fue a un lugar donde afeitaron sus cejas y se las dibujaron de nuevo, mucho más arriba de lo normal. Cuando sus cejas naturales volvieron a crecer, tenía dos pares de ellas. Eso sucedió en 2012 y Delsha se sintió devastada. "Lucía como un payaso", afirmó, citada por el portal Metro.

Estuvo avergonzada de su rostro por muchos meses. Llegó al punto de no comer. Pero luego gastó más de 400 dólares arreglándolas y ahora tiene que cubrirlas con maquillaje.

En la galería verán otros horribles errores con cejas. Para leer la información desde un smartphone o tablet, hagan click en "ampliar galería" y luego en "mostrar texto".