La cinta, que cuenta la historia de un adolescente cuya madre lo obliga a visitar a una compañera de clase que padece Leucemia y con quién entabla una gran amistad, ganó el premio del jurado al filme dramático estadounidense, el máximo galardón de este festival de cine independiente. La película que protagonizan Thomas Mann, R.J. Cyle y Olivia Cooke y que está dirigida por Alfonso Gómez-Rejón, y está basada en la novela homónima de Jesse Andrews, quien la adaptó para la pantalla grande. Nick Offerman, Connie Britton y Molly Shannon también forman parte del reparto.

“Mi amor va para todo el reparto y el equipo” dijo Gómez-Rejón al recibir el premio. “Esta película es sobre procesar una pérdida, pero en realidad celebra la hermosa vida de un hermoso hombre, que es mi increíble padre (...) para celebrar su vida a través del humor”, añadió.

Otra de las producciones que también ganó en el festival fue “The Wolfpack", el documental de Crystal Moselle sobre seis adolescentes amantes de las películas que viven apartados y lejos de la sociedad ganó el premio del gran jurado al mejor documental.

Por su parte, "Western" de Bill y Turner Ross se alzó con el galardón del premio de jurado a mejor documental Verité. La cinta trata de cómo las ciudades fronterizas de Eagle Pass (Texas, EEUU) y Piedras Negras (Coahuila, México) cambian cuando cae la noche.

En la categoría de drama no estadounidense, los principales premios fueron para el cineasta escocés John Maclean, por su película "Slow West", y para el filme "The Russian Woodpecker", sobre la revolución en Ucrania y el desastre nuclear de Chernobyl en 1986, que dirigió Chad Gracia.