El cantante Noel Gallagher confesó que dejó de consumir cocaína porque estaba aburrido de tener conversaciones extrañas. Las drogas animaban al británico a pasarse horas y horas hablando de pirámides, de los alienígenas y los Beatles o de quién mató a John F. Kennedy. "Fue fácil dejarlo. Soy muy disciplinado, así que una tarde pensé que ya estaba aburrido de ello y que iba contra la ley", confesó Gallagher en el programa 'The Jonathan Ross Show.  
 
Por su parte Dave Grohl de Foo Fighters tuvo una recaída después de estar libre de sustancias ilegales tras 25 años sin probarlas, pero decidió no volverlo a hacer gracias al clan Kardashian. “Volví a fumar un poco de marihuana para curar mi insomnio. Encendí el televisor y estaban dando 'Keeping Up With The Kardashians' lo ví durante 45 minutos. Y eso me pertubó. Me dije a mí mismo: 'No voy a hacer esto nunca más, ni furmar marihuana ni ver este programa'. Definitivamente no es para mí", explicó el músico al periódico The Sun.