El pasado viernes en Quebec, Canadá, se llevó a cabo el funeral de René Angélil, esposo de Céline Dion. 

Algunas lágrimas cayeron de su rostro y con una mirada muy triste, así fue como despidió la cantante a su pareja, en el mismo lugar donde hace 21 años se habían casado, en la Basílica Notre-Dame de Montreal.

Angélil falleció el 14 de enero, dos días antes de cumplir 74 años, después de padecer cáncer de garganta durante varios años.

La cantante no habló públicamente en el funeral, y en lugar de ello dejó que su hijo mayor, René-Charles, dirigiera un emotivo discurso laudatorio.

"Tú me dejaste ahora con suficientes buenos recuerdos para compartir con mis hermanos menores (Eddy y Nelson)... Me aseguraré de transmitir lo que aprendí de ti", continuó. "Te amo, papá", fue parte del discurso.