Kim Kardashian ha confesado en múltiples ocasiones que la maternidad “le cambio la vida”, así como su deseo de convertirse en madre por segunda ocasión.

Hace unos meses, Kim fue sometida a una cirugía de emergencia para eliminar parte de su placenta, motivo por el que la socialité se encontraba con el corazón roto, ya que su médico le había dicho que no podría ser capaz de tener otro bebé sin correr un riesgo.

Kim y Kanye West han estado explorando otras opciones para convertirse en padres nuevamente, y una fuente cercana reveló a Us Weekly que la pareja ha estado experimentando la fecundación in vitro.

"Kim ha sido objeto de la fecundación in vitro, pero está causando problemas en su cuerpo", aseguró la fuente.

En declaraciones anteriores, la socialité dijo que su hija fue un “milagro”, ya que varios médicos le aseguraron que jamás podría quedar embarazada.

No hay nada que no esté dispuesta a hacer para quedar embarazada de nuevo”, confesó Kim en su programa "Keeping Up With The Kardashians.