El deseo de Kim Kardashian por tener otro bebé se ha intensificado, pues está intentando por todos los medios volver a quedar embarazada y para esto tomó la decisión de recurir a un médico especializado en fertilidad para aumentar sus posibilidades.

"Mi misión es quedar embarazada. Recuerdo haber crecido muy unida a mis hermanas, por lo que quiero hermanos para North. Como está siendo muy difícil estoy acudiendo a un doctor de fertilidad para que me diga exactamente cuando estoy ovulando para así poder aumentar mis las posibilidades de quedar embarazada de forma natural", aseguró Kim en la décima temporada de "Keeping Up With The Kardashians".

Este enorme deseo de volver a ser madre ha llevado a Kim a mantener relaciones con su actual esposo Kanye West en el baño, confesó que esto lo hizo justo antes de posar para una sesión de fotos.

En dicha emisión compartió, que el doctor le ha dicho que después de tener sexo tiene que quedarse acostada entre 10 y 20 minutos ya que el esperma tarda ese tiempo en llegar hasta su destino.

"Es muy frustrante. Estoy agotada y creo que estoy haciendo las cosas mal. Estoy forzándolo y necesitamos relajarnos. Necesitamos no estresarnos, no planearlo todo tanto, y simplemente dejarnos llevar", confesó.