Junto con Lenny Kravitz y Missy Elliott, la cantante estadounidense musicalizó por 12 minutos el espectáculo del medio tiempo del Super Bowl 49, en el cual interpretó una mezcla con sus mejores éxitos musicales.

La bella artista fue la gran protagonista, que montada en un felino interpretó tu tema "Roar". Después, junto al rockero Lenny Kravitz cantó "I Kissed a Girl ", para darle paso a la rapera Elliott, con quien encendió al público con sus temas "Get Your Freak On" y "Work It".

Perry cerró su show interpretando "Firework".