Con tan solo 10 años, la actriz Bonnie Wright saltó a la fama al interpretar a Ginny Weasley en la saga de Harry Potter.

Al principio, su papel fue poco relevante; sin embargo, ya en "Harry Potter y la orden del fénix" su personaje fue secundario y en "El misterio del Príncipe" pasó a ser protagonista.

Hoy, con 25 años de edad, la joven británica muestra su belleza en su cuenta de Instagram y recientemente fue fotografiada disfrutando en una playa de Australia y luciendo su bella figura en bikini.