Probablemente esta moda empezó cuando la actriz Angelina Jolie posó en una alfombra roja mostrando su pierna en toda su longitud, y la rodilla al descubierto. 

Este es un nuevo capítulo a la imagen de las famosas, ya que la esposa de Brad Pitt decidió entregarse al bisturí para acabar con las arrugas de las rodillas. Según el diario "El País", está operación es la nueva tendencia de las celebridades.

Demi Moore, Sharon Stone y Catherine Zeta Jones son otras actrices que siguieron el "camino Jolie" y pagaron unos US$9 mil para modificar esta particular zona del cuerpo.

La excentricidad permite adivinar que las minifaldas nunca pasarán de moda y que las piernas siguen levantando opiniones en los recorridos de alfombra roja.

La revista The Hollywood Reporter publicó que ya hay dermatólogos que ofrecen un tratamiento láser a las famosas para terminar con los depósitos de grasa en esa área. El precio sería de US$4 mil.