El actor Jamie Foxx mostró más de los que esperaba la noche del viernes en Beverly Hills, California.

La celebridad de 48 años enseñó involuntariamente parte de su trasero mientras abandonaba el restaurante Mr. Chow.

Con unos jeans y una chaqueta verde, el estadounidense reveló también parte de su ropa interior.

Sin un gota de vegüenza, el ganador del Oscar solo hizo un gesto cómico cuando los fotógrafos lo captaron ya dentro del automóvil.

El actor ha estado en boca de varios medios estadounidenses por su supuesta relación sentimental con la ex de Tom Cruise, Katie Holmes. Aunque ninguno lo ha negado ni confirmado.