Kourtney Kardashian parece estar superando la ruptura con su esposo Scott Disick y lo demostró con una salida con sus amigas y su pequeña hija Penélope. 

La mujer de 36 años fue fotografiada mientras caminaba con la niña de 3 años, y con varias acompañantes, en el restaurante "Taverna Tony", en Malibú.

La sobrina de Kim Kardashian recibió un doloroso golpe en la cara con la puerta del automóvil.

Todo el incidente fue fotografiado por unos paparazzi que se encontraban ahí, en ese momento.

En la galería verás cómo cae la niña tras el duro golpe.