(Si no han visto el reciente capítulo de la sexta temporada de "Game of Thrones", dejen de leer). 

En un capítulo donde casi nadie se esperaba que regresara Benjen Stark, desaparecido desde la primera temporada y donde se ve cómo Daenerys Targaryen vuelve a recuperar por lo menos a uno de sus dragones, la suerte de Arya Stark fue la que más intrigó a los fans.

La joven falló en su misión de asesinar a la actriz principal del teatro ambulante que estaba en su ciudad, por lo que ya dejó de servirle al "Dios de muchos rostros". Volvió a ser Arya Stark y recuperó a "Aguja", su espada de siempre.

Sin embargo, su suerte ya está echada: la orden que la entrenó la busca para matarla. 

Por eso los fans hicieron varias conjeturas y se enojaron con la joven, quien por un impulso de piedad, falló en su asesinato, aludiendo a su lado "honorable", típico de su familia (y que les ha costado a tres de ellos la cabeza).