Desde la década de los 90, el cantante chileno Beto Cuevas conquistó diversos países de Latinoamérica con su música y, ahora, ese legado lo podría heredar su hijo, Diego Cuevas.

El año pasado, cuando La Ley regresó al escenario del Festival de Viña, Diego participó como el autor de la mezcla que presentó a la banda.

“La música se dio muy natural con mi papá. Me regalaron una guitarra a los seis años y como a los diez empecé a tocar. También fue por mi mamá que escuchaba música electrónica”, comentó el joven que reside en Los Ángeles desde hace 13 años.

A diferencia de su padre, Diego se desenvuelve en la música electrónica y el hip hop, aunque también compone y escribe canciones para otros artistas.

“Me gustaría ir a tocar a Chile, mientras a más personas les guste mi música mejor para mí. Sobre todo considerando que ahora hay más festivales de música electrónica”, confesó una entrevista con el sitio Terra Música.

En la galería de fotos les contamos más sobre este joven músico. Para leer la información desde un smartphone o tablet, seleccionen “ampliar galería” y después “mostrar texto”