Al parecer, solo Taylor Swift podría ayudar a que un grupo de estudiantes se salve de su temible “examen final”.

Ike Stoner saltó a la fama en las redes sociales luego de llegar a un acuerdo con su profesor, el cual aceptó cancelar el examen final de su grupo, siempre y cuando reciba una llamada de la intérprete de “Shake it Off”.

Un compañero publicó en Facebook la foto de Stoner y el su profesor, Colter Pierce, frente al contrato escrito y firmado en una pizarrón: “Si Taylor Swift me llama, mis estudiantes no tendrán que tomar el examen final”.

Aunque Stoner confesó a la cadena KTVQ que “En realidad, toda era una broma”, parece que el acuerdo está vigente y la cantante tiene dos semanas para decidir el futuro de los estudiantes.

En caso de suceder la esperada llamada, Pierce realizará una prueba más sencilla, para cumplir con las normas administrativas del colegio Skyview High School.