Para un padre protector, Charli XCX probablemente personifica todo lo que está mal con la juventud de hoy: sus letras mencionan la avaricia; su fortuna es gracias a la fama desenfrenada; el vicio y la rebeldía para terminar su hoja de vida. Pero Charlotte Emma Aitchison, su verdadero nombre, es la atrevida heroína del homogeneizado hito de la industria musical.

A sus 22 años, es criticada por su mal sentido de la moda, siempre despeinada al estilo punk, pero eso solo se queda en la imagen que proyecta, porque su talento la ha llevado a trabajar con otros músicos como Icona Pop, Iggy Azalea y Rita Ora. La revelación del pop actual conversó con Publinews Internacional sobre el sexismo, la ansiedad social y las muñecas inflables.

¿Qué dicen tus padres de que utilices vestuarios tan pequeños? No creo que les importe, para ser honesta. Es una referencia a la moda disco.

¿Crees que las artistas tienen que complacer la perspectiva masculina de ser sexy? Creo que así era en los años noventa, pero sin duda es algo que ocurre menos ahora. Se puede ver que algunas de las más exitosas artistas femeninas están manejando sus propias carreras en sus propios términos.

¿Qué tipo de comentarios sexistas recibes en las redes sociales? Cuando compartes un link de alguno de mis temas en las diferentes redes, siempre alguien responderá: “Ella es una perra. Chupa mis…”, o algo por el estilo, tú sabes. La verdad no me importa.

¿Te gusta la soledad para promover tu creatividad? La verdad me gusta escribir estando sola, disfruto más de la soledad. Solo tengo que estar en un estado de ánimo adecuado. Eso podría ser cuando estoy hiperactiva o cuando estoy muy borracha o realmente sola y aburrida.

Saliste de gira con Katy Perry. ¿Eso estimuló tus ambiciones? Me sentí como en casa en cada uno de los lugares y fue muy agradable participar. Crear un espectáculo con este tipo de producción masiva como ella lo hace, es impresionante.