Britney Spears está muy preocupada por la educación de sus hijos Sean Preston, de 9 años, y Jayden James, de 8. Por eso trata de motivarlos con divertidos retos durante las horas de estudio.

En una reciente entrevista, la "Princesa del Pop" confesó que sus niños estudian en un colegio muy estricto y que algunos deberes escolares son muy difíciles para ella, así que a veces le toma hasta tres horas realizar la tarea con sus pequeños.

“El próximo año, cuando Preston pase a quinto año, va a ver algunos principios de álgebra, así que estoy tomando clases para saber cómo hacerlo también”, confesó para la revista "People".

Sin embargo, la cantante ha encontrado una forma muy divertida para motivar a sus hijos con la realización de sus deberes: “La tarea es una prioridad, así que tenemos uns sistema de recompensas que ayuda a motivarlos, si sacan muchas “A” (diez) reciben un juguete nuevo cada mes”, finalizó.

Actualmente, Britney Spears y sus hijos están disfrutando de unas vacaciones en la playa, pues a través de su cuenta de Instagram ha compartido distintas imágenes en donde se puede ver lo bien que la están pasando.