Es bien sabido que a Kim Kardasahin no le hace falta dinero y que un millón de dólares los puede ganar solo asistiendo a un evento promocional.

Sin embargo, el príncipe Adel Al-Otaib de Arabia Saudita, le ofreció esa suma de dinero a la estrella televisiva por una noche, en la que solo tendría que asistir a una fiesta de la realeza de ese país, el próximo mes de enero.

Según el sitio web MediaTakeOut, Kardashian aceptó la propuesta y viajaría a Arabia Saudita a comienzos del 2015. Pero el representante de la socialité no ha confirmado nada.

No es la primera vez que Kim recibe una propuesta de este tipo. En 2013, acompañó al billonario de 81 años Richard Lugner a un baile en Viena por 500 mil dólares. Después de la cita, Lugner aseguró que Kardashian es “fastidiosa” y que no quiso bailar con él.