El Villarreal obtuvo un buen resultado contra el Sparta Praga y sacó la ventaja en el partido de ida de los cuartos de final de la Europa League.

El "Submarino Amarillo" derrotó a los checos en El Madrigal por 2-1, con dos goles del delantero francés, Cedric Bakambu.

Los dos tantos del Villarreal los marcó el joven atacante galo (3 y 63) y pese a que los españoles dispusieron de muchas ocasiones para marcar, los checos anotaron justo antes del descanso por medio de Jakub Bravec (45+4).

Los checos no tuvieron tiempo de colocarse en el campo que se vieron ya con el marcador en contra.

Resultado corto para el Villarreal, que pudo haber sentenciado el pase a semifinales, y que ahora le tocará sufrir la próxima semana en la vuleta en Praga.