En el regreso de Jurgen Klopp al Signal Iduna Park, Borussia Dortmund y Liverpool empataron 1-1 en el partido de ida de los cuartos de final de la Europa League, resultado que deja abierta la eliminatoria.

Los ingleses se adelantaron con un tanto de Divock Origi (36), pero el capitán del cuadro alemán, Matts Hummels, empató de cabeza al inicio del segundo tiempo (48).

En el regreso de Klopp, ahora entrenador del Liverpool, a Dortmund, la afición del que fuera su equipo durante tantos años le recibió con una gran ovación cuando entró en el césped del estadio.

El técnico germano, que entrenó durante siete temporadas al Dortmund, respondió con aplausos y sonrisas al cariño recibido. "Es un momento especial, muy especial. No puedo permanecer insensible", declaró el técnico.

En lo puramente deportivo, el encuentro fue mucho menos emocionante, sobre todo en el primer tiempo. Ambos equipos parecían temerse y no fue hasta cerca de los 20 minutos de juego cuando se decidieron ir al arco contrario con algo de peligro.