Este 2 de abril de 2016 se realizó una edición más del Clásico español entre el FC Barcelona y el Real Madrid. El Camp Nou fue el escenario para este partido, el más mediático del mundo.

Teniendo como antesala un homenaje luctuoso a la leyenda Johan Cruyff, el Camp Nou lució sus mejores galas y sobre todo, un mosaico en el que se resaltó el número 14 que fue el que portó el neerlandés en su tiempo de jugador y un agradecimiento de todos los aficionados.

El primer tiempo se desarrolló con muchos balones disputados en el medio campo y pocas llegadas a las porterías. Fueron amonestados varios jugadores, más para el equipo blanco, y finalmente, una ocasión totalmente clara por parte del uruguayo Luis Suárez.

Fue hasta el minuto 56' del partido cuando Gerard Piqué abrió el marcador con un rotundo cabezazo, tras un centro de tiro de esquina.

Sin embargo, la alegría le duró muy poco a los culés, pues al minuto 62' el francés Karim Benzema logró el empate tras una estupenda jugada de Marcelo.

El partido se tornó mucho más animado en los últimos minutos de juego, tanto que el portugués Cristiano Ronaldo consiguió anotar y así dar la vuelta al marcador al minuto 85' y finalmente sentenciar el partido.