El ítalo-suizo Gianni Infantino, presidente de la FIFA, hizo un breve acto de presencia en el 31 Congreso Ordinario de la Confederación de Norteamérica, Centroamérica y del Caribe de Fútbol (Concacaf) en el que selló una simbólica alianza con el organismo.

"La Concacaf ha pasado por tiempos difíciles, igual que la FIFA. Tenemos que darle vuelta a la página", dijo Infantino en su mensaje de este jueves a los 41 representantes de la Confederación reunidos en un hotel de la Ciudad de México.

"Respeto y unidad deben ser la clave para el trabajo", expresó Infantino. "También ya estamos trabajando en la transparencia".

La Concacaf, así como la Conmebol, (Sudamérica) fue muy golpeada con el escándalo de corrupción del fútbol mundial que estalló en diciembre pasado y arrastró al expresidente de la FIFA, Joseph Blatter, antecesor de Infantino.

Infantino no quiso dar pormenores de este programa, pero aseguró que los anunciará este viernes cuando se realice el 66 Congreso de la FIFA también en la capital mexicana. Eso sí, les garantizó que "cuando yo prometo algo, cumplo y lo hago rapidito".