El jugador argentino del Barcelona, Lionel Messi, juzgado en España por presunto fraude fiscal, aseguró ante el juez de instrucción que nunca mira los contratos que firma.

"Firmé las cosas, pero nunca miro los contratos. No sé lo que firmo", habría declarado el futbolista en septiembre de 2013 ante la juez española que instruyó la querella contra él y su padre, Jorge Horacio, por un presunto fraude de 4,16 millones de euros, según publicó El Periódico de Cataluña.

AFP

Foto:

Según la información publicada por dicho medio, la juez mostró varios contratos de patrocinio firmados por Messi que éste no consiguió recordar.

"Nunca miré el tema del dinero. Es algo que maneja mi papá. Y confío en él. Yo me dedico a jugar a fútbol", respondió Messi.

Él y su padre están acusados de haber organizado una red de empresas pantallas en Belice y Uruguay, considerados paraísos fiscales en esa época, para esconder ingresos derivados de los derechos de imagen del futbolista entre 2007 y 2009.

El juicio contra ellos empezará este martes en la Audiencia de Barcelona y se alargará hasta el 2 de junio, cuando está prevista la declaración de los dos acusados.

De ser declarados culpables, la abogacía del Estado reclama para Messi y su padre una multa equivalente a la cantidad defraudada y 22 meses y medio de prisión que, al no tener antecedentes judiciales en principio no tendrían que cumplir según el código penal español.