LeBron James logró 25 puntos para ubicarse como el décimo mejor anotador en la historia de la NBA, y los Cavaliers de Cleveland siguieron invictos, al imponerse el sábado apenas por 102-101 sobre los 76ers de Filadelfia, que no han ganado.

James añadió 14 asistencias y ocho rebotes. Rebasó a Hakeem Olajuwon, miembro del Salón de la Fama, al encestar en bandeja, para coronar un rompimiento rápido a la mitad del primer periodo.

Olajuwon finalizó su carrera con 26.946 puntos.

Kevin Love añadió 20 unidades y 11 rebotes a la causa de los campeones reinantes, que mejoraron a una foja de 6-0.

Joel Embiid sumó 20 tantos, al embocar sus cuatro disparos de tres puntos, pero los 76ers cayeron a una foja de 0-5.

Cuando James superó a Olajuwon, parecía que los Cavs tendrían una noche tranquila. Pero los 76ers estuvieron a punto de dar la campanada.