Después de varias semanas finalmente ha sido este martes el día en el que el técnico Iván Franco Sopegno habló sobre su relación con José Manuel Contreras, quien fuera uno de sus jugadores en Comunicaciones y que quedó al margen del equipo luego del Torneo Apertura 2016.

Para nadie es un secreto que la relación entre el argentino y "el Moyo" se desgastó durante el último certamen de la Liga Nacional y que eso derivó en la marcha de uno de los símbolos cremas.

A esta se unió la de Jairo Arreola, quien es un amigo muy cercano de Contreras, y quien junto con éste se incorporó a Antigua GFC.

“En ninguna institución o empresa se pueden tener a empleados que te manifiestan que no están cómodos o que no quieran estar”, dijo Sopegno en una entrevista que concedió a Emisoras Unidas.

“En lo particular les tengo un afecto muy especial (a Contreras y Arreola), los conozco desde hace muchos años pero los ciclos inician y terminan y después del análisis que hemos hecho todos, las medidas que tomamos no son populares pero es lo que nos conviene a todos”, agregó el técnico quien recalcó que no tiene problemas con ninguno de ambos y resaltó que la condición física de "el Moyo" no tuvo que ver con su suplencia durante varios partidos del Apertura.

“Problema no tengo con ninguno de los dos, conmigo José jugó gordo, flaco o como sea, y las veces que no jugó fue porque me lo pidió él, en los 10 o 15 años lo traté de la misma manera”, indicó Sopegno quien comparó lo sucedido como cuando el costarricense Rolando Fonseca se marchó del club, una decisión que tampoco fue del agrado de los seguidores del equipo.

“En los equipos grandes siempre hay presión y toca tomar medidas que no son populares como cuando salió Rolando que trajo problemas pero luego se ganaron seis campeonatos… todos tienen ciclos y creemos que es lo mejor para todos y que ahora se van a desarrollar otros jugadores para que logremos ser igual o más exitosos”, dijo.

“Aquí todos, no solo Iván Sopegno, sino la presidencia, mi cuerpo técnico y los demás nos debemos a la institución y queremos lo mejor, estamos comprometidos igual que el primer día hace 15 años que ahora”, concluyó el argentino quien fue respaldado por Pedro Portilla, presidente del equipo para continuar su cargo y en sus decisiones.